¿Feliz? Día de la Tierra

Hoy celebramos el día de la Tierra. Otra ironía en el mes de abril. Ironía porque la Tierra nos recuerda (encerraditos por la pandemia)  que es un organismo, y como tal busca  el balance para su preservación, y se rige por leyes y principios. ¿Te suena conocido? Debería, porque somos parte del reino animal, somos parte de la naturaleza, y todos estamos hechos de lo mismo.

El problema radica en que los humanos -generalizando, porque afortunadamente hay muchas excepciones– no viven con esas mismas leyes y principios porque están muy desconectados de ella y demasiado conectados a la matrix, ese sistema de consumismo desmedido, que el mismo humano ha creado, y que además causa insatisfacción e infelicidad.  No alcanzan a ver más allá de las pantallas, las apariencias, lo material, la gratificación instantánea, al grado que no alcanzan a ver el daño tan grande que se le está haciendo al planeta –y por consecuencia, a los mismos humanos-. Los mismos sistemas creados por nuestra especie están matando a la naturaleza, por lo que ella tiene que ingeniárselas para sobrevivir y restablecer el balance (¡Hola, covid-19!).

La celebración del día de la Tierra nació para crear conciencia sobre las problemáticas ambientales generadas por la actividad humana y  para fomentar la preservación de nuestra casa…el planeta Tierra.

Es increíble que han pasado 50 años desde la primera celebración de este día y en todos estos años tantas personas, empresas, organizaciones y gobiernos hayan hecho oídos sordos a lo que científicos, organizaciones pro ambientalistas, activistas y expertos han demostrado, y hayamos llegado al punto en que actualmente estamos viviendo una emergencia climática, junto con una emergencia sanitaria y súmale que el mundo (en su mayoría) está en manos del pseudoliderazgo de gobernantes que su último interés es el bienestar de la ciudadanía, mucho menos del planeta.

“ Tenemos que dejar de darle poder a las personas que no creen en la ciencia”

– Harrison Ford

¿Crees que los efectos del coronavirus y las medidas que se tienen que tomar para contenerlo son muchas y nos causan incomodidad? Si seguimos con el mismo sistema económico y productivo, con el mismo estilo de vida desechable, esto no será nada comparado con las medidas que se tendrán que tomar cuando tengamos encima los efectos catastróficos del calentamiento GLOBAL, y en este caso también, ni para donde correr. No falta mucho para ello, ya que en algunas localidades, estos efectos ya son una realidad.

Como sociedad,  tendrá que llegar el día en que tengamos que destetarnos del plástico, los combustibles fósiles, las pantallas, las excusas y pretextos… Por que esto ya no da para más.

En este momento le estamos dando un enorme respiro a la Pachamamma, gracias al encierro en casa por la contingencia sanitaria, ya que solo las actividades humanas esenciales del sistema económico en el que vivimos están funcionando, por lo que el nivel de consumo disminuyó y por ende la producción también. Esto significa, entre otras cosas, menores emisiones de dióxido de carbono y otros gases de efecto invernadero, y menor contaminación.

Realmente la Tierra necesitaba este respiro. Que lástima que fue a la fuerza y no voluntario. Aun así, este respiro no será suficiente para sanar todo lo dañado ni para poder preservarla como la conocemos ni a ella ni las demás especies –incluyendo la nuestra-, por lo que necesitamos que ese respiro sea permanente.

En el momento en que seamos conscientes de que cada uno de nosotros somos CO-RESPONSABLES de lo que sucede en nuestra vida y que cada acción, por mas pequeña que sea, tiene una consecuencia, una reacción no solo en uno mismo, sino en el entorno,  hasta entonces, comenzará la transformación individual y por consecuencia, la colectiva.

Por eso HOY tenemos que hacer el compromiso de cuidar a la Tierra todos los días de nuestra vida, de cambiar la forma en que vivimos y nos relacionamos con el entorno, y de tomar responsabilidad de nuestras acciones, ya que cada pequeñita acción que realizamos (multiplicada por los casi 8 billones de personas en el mundo) tiene un gran impacto –positivo o negativo- en los demás y en ella.

Individuos, empresas, organizaciones, gobiernos, HOY es el momento de quitarse los tapones de los oídos y la venda de los ojos (el cubrebocas déjatelo, por lo pronto) y aceptemos la realidad que nos tocó vivir. El día de HOY, tengas la edad que tengas y sea cual sea tu situación, tienes en tus manos -dentro de tus posibilidades- la oportunidad y la responsabilidad de cambiar el rumbo de la humanidad y del planeta, elige hacerlo para BIEN ♡.  

Todos los días debe ser el día de la Tierra, por eso este espacio virtual y todos los demás proyectos que emprendemos o nos involucramos son nuestro granito de arena para contribuir a solucionar colectivamente parte de las problemáticas e injusticias ambientales/sociales/animales que hemos provocado nosotros mismos como especie.

Pequeñas acciones con gran impacto que ayudan a salvar el planeta, y que puedes hacer en casa, en tu negocio u organización y en el gobierno:

  • separar tus residuos para reciclarlos
  • hacer composta
  • crecer tus alimentos
  • comprar a granel sin empaques plásticos
  • limpiar un pedacito de parque, playa o calle
  • consumir menos carne y productos de origen animal
  • educar a los mas peques (y adultos) para que aprendan a cuidar la naturaleza
  • usar menos el carro y usar más transporte público, bicicleta o caminar
  • preferir ropa y otros artículos de segunda mano
  • recolectar y reutilizar el agua
  • apoyar y usar energías renovables
  • apoyar iniciativas que promuevan el desarrollo sostenible de la comunidad, comercio justo y economía circular
  • consumir local/nacional
  • reducir, reutilizar, reparar
  • usar menos tiempo los electrónicos
  • adoptar

¿Qué otra acción se te ocurre o cuáles ya has comenzado a implementar en tu vida para cuidar el planeta?

A partir de este momento, cada una de nuestras decisiones será tomada y cada una de nuestras acciones será ejecutada, con el fin mayor de cuidar a la Tierra y honrarla como se merece, así como a todos los seres que la habitan. Es nuestro compromiso.

En una sociedad de “carnívoros”, elijo alimentarme a base de plantas. En una sociedad “desechable”, elijo reutilizar. En una sociedad competitiva, superficial, donde abundan los egos, elijo vivir de forma compasiva y sostenible.

¿Cuál es tu compromiso con nuestra madre Tierra ?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s